Actualidad

Artículos de Opinión

La homeopatía en la alergia al agua

Por el Dr. Manresa

Uno de los mayores placeres veraniegos tanto para los niños como para los adultos en la época estival, son los baños de mar o piscina. Por otro lado, el calor aumenta la transpiración, con lo que aumenta la frecuencia de las duchas o baños en nuestro domicilio.

Existen distintos tipos de urticaria según la causa que la desencadena. Urticaria por alergia alimentaria, por intoxicación, colinérgica, facticia, etcétera. En este artículo, quiero hacer referencia a la llamada urticaria acuagénica, un tipo poco común de urticaria y que impide que algunas personas puedan disfrutar de los baños de playa o piscina tan propios del verano.

Dado que no existe un tratamiento específico para este problema y la literatura científica al respecto es escasa por su muy baja incidencia, quiero en este artículo abordar la gran utilidad de los medicamentos homeopáticos para tratar este padecimiento.   

Síntomas

Prácticamente todos conocemos lo que en medicina se denomina urticaria. La urticaria acuagénica es un tipo particular de urticaria, más común en las mujeres de inicio en la pubertad y cuyos síntomas se presentan durante el baño o ducha, baño de mar, piscina, sudor y contacto con nieve derretida; es decir, al contacto con el agua, sea esta salada o dulce y con independencia de su temperatura.

La urticaria acuagénica es por tanto un tipo de urticaria física. Lo que coloquialmente se conoce como “alergia al agua” y aparece en lugares de la piel que han entrado en contacto con el agua. En algunos casos más raros aún, puede aparecer dolor de cabeza, dificultad respiratoria o hinchazón de los labios y garganta.

Se caracteriza por la aparición en la piel de ronchas o habones rojizos o rosados, con un contorno bien delimitado y acompañado generalmente de picor. Estas lesiones suelen ser autolimitadas en el tiempo y de curso benigno.

No existen datos sobre la incidencia de esta patología, probablemente por ser muy baja.

Los primeros casos de urticaria acuagénica fueron descritos hacia el año 1964 por Shelley y Rawnsley. Las lesiones, que aparecen tras el contacto con el agua, se localizan principalmente en el cuello, tronco, hombros, brazos y espalda, aunque puede ocurrir en cualquier parte del cuerpo. Las palmas de las manos y las plantas de los pies por lo general no se afectan.

La urticaria acuagénica puede coexistir con otras formas de urticaria como la urticaria por frío y la urticaria colinérgica.

Tras secarse, a los 20-60 minutos, las lesiones desaparecen.

¿Por qué se produce?

La alergia al agua se produce, según algunas investigaciones, por la presencia de un antígeno ‒sustancia activadora del sistema inmunológico en la piel de los afectados que, al entrar en contacto con el agua, se disuelve. En ese momento traspasa la parte más externa de la piel y provoca que las células encargadas de la defensa del organismo liberen histamina, responsable de las lesiones y molestias propias de la enfermedad.

¿Cómo se diagnostica?

Generalmente se realiza poniendo al paciente un paño húmedo en contacto con su espalda para provocar la reacción. En caso de ser positivo las lesiones cutáneas aparecen rápidamente.

Es importante hacer un diagnóstico diferencial con otros tipos de urticaria y con el prurito acuagénico. En este último solamente se presenta picor, sin que aparezcan lesiones cutáneas.

La urticaria colinérgica (por agua caliente, ejercicio o estrés), la urticaria por exposición al frío o la queratodermia aquagénica son enfermedades que interesa diferenciar de la urticaria acuagénica. Se realizan pruebas de provocación guiadas por el cuadro clínico que presenta el paciente.

Puede evitarse

Entre un 67-70 por ciento del peso corporal de un adulto es agua y nuestra vida gira en torno a ella, por lo que en ocasiones resulta muy limitante y no siempre resulta fácil llevarlo.

Las duchas de los pacientes con urticaria acuagénica deben ser muy cortas y espaciadas, unas tres veces a la semana, y para intentar proteger su piel lo máximo posible, en ocasiones interesa cubrirse con ropa de algodón ligera.

La lluvia puede también provocar un brote de urticaria, por lo que conviene protegerse de ella. Estos pacientes tienen complicado el practicar ejercicio físico que les haga sudar en exceso.

En algunos casos se ha comprobado la eficacia del aceite, la lanolina, la vaselina o algunos geles para impermeabilizar la piel, y que se puedan introducir en el agua con el fin de practicar algún deporte acuático. La toma de antihistamínico previo a la exposición al agua puede resultar útil en algunas personas.  

¿Qué puede aportar la homeopatía?

El médico homeópata tiene siempre en cuenta la reactividad particular de su paciente que hará que aparezcan, mejoren o empeoren sus síntomas. Así, hay personas que tras la ducha presentan picor y habones, otras solamente picor, otras solamente al contacto con agua fría, etcétera. Generalmente no se debe al agua sino a la reactividad particular de esos pacientes

Podemos decir que hay 3 medicamentos fundamentales y muy útiles para tratar los problemas de aparición o empeoramiento al contacto con el agua:

  • DULCAMARA: Muy eficaz en los casos de exposición al agua fría o no caliente. Tomado previamente a la exposición (baño, ducha…), resulta muy útil para que no aparezcan lesiones ni picor.
  • CARBONEUM SULFURATUM: Para aquellas personas a las que pica la piel tras la ducha. Tomado un día en semana hace desaparecer esa sensibilidad pruriginosa a la exposición al agua.
  • SULFUR:  En aquellos casos en que tanto el picor como las lesiones se presentan tras el contacto con agua caliente, algo que suele ocurrir también en las personas con piel atópica.

Si tiene usted algún problema en la piel que se desencadena o empeora al contacto con el agua, no deje de tener en cuenta los medicamentos homeopáticos para solucionarlo. Me encantaría saber en los comentarios si tienen ustedes algún problema de este tipo.

FELIZ VERANO.

Si te ha gustado ¡compártelo!

corazon-azul_55

También te puede interesar

10 de abril: Día Internacional de la Homeopatía

La Homeopatía fue fundada en el siglo XVIII por el Dr Samuel Hahnemann, médico alemán nacido  el 10 de abril...

abril 8, 2024

Preparando oposiciones con homeopatía.

Los medicamentos homeopáticos ofrecen una serie de ventajas respecto a otros tratamientos convencionales en general, y en particular a la...

octubre 10, 2023

La era de la vileza… homeopática

Descubre en este post del Dr. Gonzalo Fernández reflexiones sobre la presencia de la vileza en la sociedad
Desde...

octubre 4, 2023

Suscríbete a Homeopatía Suma

Recibe en tu email todas las novedades de la web

Al rellenar este formulario, aceptas la política de privacidad de la ANH y nos otorgas tu consentimiento expreso, libre e inequívoco para incorporar tus datos a nuestra base de datos y enviarte noticias, links e imágenes mediante email. En cumplimiento de la ley 34/2002, de 11 de julio de Servicios de Sociedad de la Información y de Correo Electrónico (LSSI), te informamos que tu dirección de correo será incluida en un fichero automatizado, utilizado para el envío de información sobre salud y homeopatía. La ANH garantiza un uso limitado de los datos a los fines descritos, y se compromete a respetar los derechos recogidos en el Reglamento escribiendo un mail a informacion@homeopatiasuma.com.