Actualidad

Patologías

Visión global de los problemas de tiroides y su tratamiento con Homeopatía

Visión global de los problemas de tiroides y su tratamiento con Homeopatía

Por Dr. Alberto Sacristán

En los últimos años, he podido comprobar cómo han aumentado los pacientes (generalmente mujeres) con problemas de tiroides (con mayor frecuencia Hipotiroidismo o también Tiroiditis de Hashimoto).

Durante ese tiempo mi forma de tratar a las personas que presentan patología tiroidea ha ido evolucionando, pues he ido investigando y valorando las distintas posibilidades que nos ofrecía la terapéutica en cada momento. Para poneros un ejemplo, inicialmente no realizaba ninguna recomendación dietética y ahora mismo es básica e imprescindible tanto para el paciente con hipotiroidismo como hipertiroidismo. Y fijaos que esta recomendación dietética es más que lógica. Resulta que el paciente con hipertiroidismo tiene una tendencia a la pérdida de peso, o el que tiene hipotiroidismo presenta una tendencia al aumento de peso. ¿Cómo no realizar una recomendación dietética? La verdad es que en mi formación como médico y posteriormente como médico de familia, nadie me indicó que esta recomendación fuese necesaria y nos limitábamos al control de la medicación. Pues ahora hay algo más que una simple recomendación, para ayudar a la evolución de la enfermedad.

¿Qué es el tiroides?

El tiroides es una glándula endocrina (fabrica y hace circular sus hormonas). Se localiza en la zona anterior del cuello. A través de la hormona tiroidea se regulan múltiples procesos metabólicos como el energético, el óseo, la función cardiaca (el paciente con hipertiroidismo puede presentar taquicardia), función digestiva, cutáneo, salud mental, o la función reproductiva.

Esta hormona es controlada por otra hormona que se sintetiza en la hipófisis y que se conoce como TSH (Hormona Estimulante del Tiroides) y a su vez es influenciada por otra hormona que se sintetiza en el Hipotálamo, la TRH (Hormona liberadora de tirotropina). Se denomina Hipotiroidismo cuando los niveles de las hormonas tiroideas (T4 y T3) en sangre son bajas y se llama Hipertiroidismo cuando dichos niveles hormonales están elevados. Hablamos de Tiroiditis autoinmune (Tiroidistis de Hashimoto) cuando existen anticuerpos que atacan a las células del tiroides, generando frecuentemente una disminución de los niveles hormonales tiroideos (T3 y T4). Otra situación clínica frecuente es el Hipotiroidismo subclínico, del cual no voy a comentaros mucho ya que mi amigo el Dr. Guillermo Basauri lo hecho especialmente bien en artículo sobre Hipotiroidismo subclínico y Homeopatía  un post que podréis leer aquí.

Un aspecto crucial del funcionamiento tiroideo y de sus hormonas es que estamos hablando de niveles hormonales expresados en microgramos, por lo que nosotros, los médicos homeópatas somos sensibles a esas concentraciones o más bien diluciones que estas hormonas tienen en nuestro organismo. Para la producción de hormonas tiroideas, se sintetizan constantemente grandes cantidades de peróxido de hidrógeno (H2O2) en la tiroides, que sirve de sustrato para la proteína de membrana Tiroperoxidasa (TPO). Para compensar su toxicidad, se utilizan los sistemas de protección antioxidantes tiroideos que requieren entre otros, de selenoproteínas como la glutatión peroxidasa (GPx). Si estas fallan, por ejemplo, como resultado de un suministro deficiente de selenio, no se podría neutralizar adecuadamente el exceso de H2O2. El estrés oxidativo puede favorecer el desarrollo de la inflamación tiroidea y su aumento en la destrucción de las células tiroideas, por apoptosis o necrosis inmunomediadas.

La acción hormonal depende directamente de los receptores celulares. Las hormonas tiroideas no necesitan de los receptores transmembranales, traspasan la membrana nuclear e interactúan directamente con los receptores proteicos del genoma. Algunos de los receptores nucleares específicos tiroideos son funcionales y otros tienen una acción reguladora, en presencia de T3, con una acción conjunta estimuladora o inhibidora de coactivadores o correpresores. La T3 influye en la biología mitocondrial mediante el receptor específico, la proteína p43.

La función tiroidea es indisociable de su eje funcional hipotálamo-hipofiso-tiroideo en constante equilibrio homeostático. Ahora sabemos que los sistemas endocrinos están estrechamente ligados en el seno del complejo sistema psico-neuro-inmuno-hormonal.

Problemas de tiroides y su relación con tóxicos medioambientales.

Antes de hablar de los tóxicos medio ambientales, quiero hablar de la famosa tabla periódica que todos hemos estudiado en el colegio. Casi me había olvidado de ella hasta que empecé a estudiar más en profundidad los problemas del tiroides.

En concreto, dentro de la tabla periódica voy a centrarme en los derivados halogenados. Los derivados halogenados son todos aquellos compuestos que poseen un átomo de halógeno; es decir, cualquiera de los elementos del grupo 17 (F, Cl, Br, I). Estos elementos se diferencian del resto por ser más electronegativos, formando una diversidad de haluros inorgánicos y orgánicos. Los halógenos en estado natural se encuentran siempre como una molécula diatómica, que necesitan un electrón, por lo cual presentan una gran tendencia a combinarse y formar un ion negativo, conocido como haluro. Son conocedores como formadores de sales.

Vamos a centrarnos en un elemento el Bromo. Los Bromuros son compuestos halógenos con presencia del átomo de bromo con estado de oxidación -1. Estas sales del ácido bromhídrico pueden formar compuestos de tipo iónico o covalente. Al igual que los cloruros, los bromuros los encontramos como sales formando parte del agua de mar, de ahí que los alimentos de origen marino contengan por lo general altas concentraciones de dichas sales. Es por ello que, la concentración de bromuros en el cuerpo, en parte puede venir influenciada por una dieta más o menos rica en la ingesta de pescado.

Los bromuros se utilizaron como sedante en siglos pasados, pero aún hoy en día los bromuros son útiles en la medicina, aunque más aún en la medicina veterinaria, pues son también bastante tóxicos y sus características en humanos hace que las dosis empleadas sean difíciles de ajustar, pudiendo provocar males mayores.

 ¿Qué pasa con los bromuros y cómo se relaciona con el tiroides?

Si volvemos a las hormonas tiroideas, sabemos que la hormona que más abunda en sangre es la T4 (tiroxina) que es producida por el tiroides. Para llegar a ser hormona funcionante, es decir, T3 (triyodotironina) es necesario que la hormona T4 pierda uno de sus cuatro yodos. Pues bien, ahí es donde actúan unas enzimas que se denominan desyodasas. Pero lo que sucede es que algunas personas no tienen disponible estas desyodasas ya que están ocupadas debromando a los polibromados. Esto justificaría la aparición cada vez más frecuente de hipotiroidismos (cansancio crónico, debilidad, piel seca, intolerancia al frío, caída del pelo, dificultad de concentración, mala memoria, estreñimiento…)

¿Dónde encontramos los compuestos orgánicos bromados? Son una amplia familia, pero podríamos resumir en PBBs (polibromobifenilos) y PBDEs (polibromodifenil éteres; prohibido en la UE desde el 2004) que se encuentra en los circuitos y equipos electrónicos y eléctricos, cableado y tapicería (también de vehículos), paneles, moquetas, suelos de aviones, aislantes térmicos (de tejados, fachadas, suelos y conducciones), recubrimiento de construcciones. Tetrabromo BPA que se emplea en electrónica, tejidos, y ha desplazado a los anteriores y el 2, 4, 6 Tribromofenol que es un retardador del fuego omnipresente en nuestros domicilios, trabajos, ropa… El nombre genérico de estos compuestos orgánicos junto con otros es el de disruptor endocrino.

Tratamiento de la tiroides con Homeopatía

Esta es la justificación de la utilización de Bromium en dilución homeopática. A dosis elevadas y constantes provoca un efecto tóxico con efectos biológicos comprobados y perjudiciales para la salud y la utilización de Bromium en dilución homeopática trataría esas situaciones clínicas, en este caso, los problemas tiroideos.

El caso es que yo empecé a usar el Bromium por indicación de uno de mis profesores, pero no entendí el porqué y revisando distinta bibliografía de la materia médica homeopática me encontré que en las grandes publicaciones siempre aparecía la recomendación del uso de Bromium en problemas tiroideos, pero sin ser la situación clínica predominante de este medicamento. Pero es ahora, en pleno siglo 21 donde los retardantes de llama predominan en cualquier sitio estando en una exposición continua. Quizás sea la causa predominante de hipotiroidismos que por otro lado son tratados con hormona tiroidea alcanzando el número uno de venta mundial dentro de los fármacos más vendidos.

Como conclusión del post quiero deciros que los problemas tiroideos son cada vez más frecuentes y ello puede deberse a la presencia de disruptores endocrinos de forma constante. Bromium es un medicamento homeopático que puede ayudar en patología tiroidea y que personalmente lo utilizo con frecuencia en hipotiroidismo e incluso en la Tiroiditis de Hashimoto.

Documentación de tabla periódica:

Si te ha gustado ¡compártelo!

corazon-azul_55

También te puede interesar

¿Qué es el herpes genital y cómo tratarlo con Homeopatía?

¿Qué es el herpes genital y cómo tratarlo con Homeopatía?

El herpes genital es una de las infecciones de transmisión sexual más frecuentes. Las infecciones de transmisión sexual (ITS) son...

octubre 19, 2020

¿Cómo puede ayudar la homeopatía en el running?

El running es un ejercicio que aporta grandes beneficios para la salud, pero hay que partir de una premisa que...

octubre 7, 2020
el cambio en homeopatía

El cambio en homeopatía

El Dr. Gonzalo Fernández-Quiroga, aborda en este vídeo-post los cambios que pueden producir en el paciente los medicamentos homeopáticos, poniendo...

septiembre 30, 2020

Suscríbete a Homeopatía Suma

Recibe en tu email todas las novedades de la web

Al rellenar este formulario, aceptas la política de privacidad de la ANH y nos otorgas tu consentimiento expreso, libre e inequívoco para incorporar tus datos a nuestra base de datos y enviarte noticias, links e imágenes mediante email. En cumplimiento de la ley 34/2002, de 11 de julio de Servicios de Sociedad de la Información y de Correo Electrónico (LSSI), te informamos que tu dirección de correo será incluida en un fichero automatizado, utilizado para el envío de información sobre salud y homeopatía. La ANH garantiza un uso limitado de los datos a los fines descritos, y se compromete a respetar los derechos recogidos en el Reglamento escribiendo un mail a informacion@homeopatiasuma.com.

Imagen suscripción

¿Quieres que te mantengamos informado/a?

Suscríbete a Homeopatía Suma

La información proporcionada en este sitio web no pretende sustituir la atención médica o profesional. Homeopatía Suma no se responsabiliza de que sea totalmente completa, ni del uso que de ella pueda hacerse. Para obtener un consejo profesional más riguroso y acertado, y resolver dudas, le recomendamos que consulte a un médico homeópata. En el siguiente directorio encontrará un listado de profesionales de confianza asociados a la ANH: https://profesionales.homeopatiasuma.com